CAUSAS DEL FRACASO DEPORTIVO

CAUSAS DEL FRACASO DEPORTIVO

El deporte y cualquier actividad física, como cualquier otra pasión o afición que tengamos, requiere esfuerzo, constancia y dedicación. Para alcanzar un determinado nivel o cierta meta hay que dedicar tiempo, trabajo y, en este caso, ¡sudor!

La mayoría de nosotros lo hacemos encantados porque nos gusta entrenar y hacer deporte. No necesitamos a nadie que nos inste a salir a entrenar o ir al gimnasio. Sin embargo, mucha gente no tiene ese sentimiento y no son amantes del deporte; simplemente hacen ejercicio porque es lo mejor para la salud.

Por eso, cuando nos encontramos en esa coyuntura, lo que tenemos que intentar hacer es no desanimarnos ni ser negativos ante una situación desconocida, como puede ser acudir a un centro deportivo nuevo, que no conocemos y en el que, en primera instancia, no estamos a gusto. Por eso vamos a nombrar algunos puntos esenciales a tener en cuento que pueden ayudar a esas personas que no se sienten en el gimnasio como en su hábitat natural.

En primer lugar, tenemos que pedir ayuda al personal especializado del centro. Esto es, ir donde un monitor y que nos explique el funcionamiento del mismo, que nos guíe por las salas y las diferentes máquinas y, lo más importante, que nos marque unas pautas para nuestro entrenamiento en función del objetivo que queramos conseguir. Esto último es importantísimo ya que con un objetivo definido, realista y acorde a nuestra situación y capacidad, podremos avanzar e ir viendo resultados poco a poco por lo que no nos frustraríamos.

DSC02818

Del mismo modo, otro error muy frecuente es la creencia en que la mejora y los grandes resultados se consiguen muy rápido. No debemos precipitarnos por progresar rápidamente. Debemos adaptarnos poco a poco tanto al nuevo entorno en el que estamos, como a la rutina de ejercicios y entrenamiento. Todo ello sin prisas y sabiendo que con trabajo, esfuerzo y constancia alcanzaremos los objetivos deseados.

El conocer a gente nueva y con más conocimientos que nosotros en el gimnasio también nos va a ayudar a progresar, pues nos pueden indicar a realizar determinados ejercicios, nos pueden enseñar otros y tendremos un espejo en quién reflejarnos.

Finalmente, otro consejo importante es que, a pesar que podamos considerar el hacer ejercicio como una obligación, podemos elegir qué actividad realizar. Por suerte, hoy en día tenemos una amplia oferta deportiva y siempre habrá una actividad que nos llame más la atención o nos motive y anime más. Así que siguiendo estos consejos, ¡no tenemos excusa para fracasar en el gimnasio!

¡Comparte nuestros contenidos!